Lana búlgara: ¿Moda o tradición centenaria?

Desde que domesticamos a las ovejas hace unos 10 000 años, nuestras vidas se han entrelazado irreversiblemente con las suyas. A diferencia de las modas de mascotas exóticas que van y vienen, la relación entre las personas y las ovejas ha sido más fuerte que nunca. A cambio de seguridad y alimento, las ovejas nos han dado la materia prima que sigue dando calor y salud: ¡la lana!

De necesidad de supervivencia a producto sinónimo de salud, la lana se ganó un lugar entre los materiales orgánicos más útiles. La lana es un producto tan prolífico en beneficios y usos que su popularidad se extendió a la cultura y las tradiciones de numerosos pueblos.

Bajo la forma del Vellocino de Oro, la lana se convirtió en un estatus de realeza en la mitología de la Antigua Grecia. Países enteros, como Nueva Zelanda, consideran la lana su tesoro nacional y motor económico. Incluso el presidente estadounidense Woodrow Wilson disfrutó de las ventajas de ser pastor a tiempo parcial introduciendo ovejas en el césped de la Casa Blanca y vendiendo su lana para apoyar a la Cruz Roja durante la Primera Guerra Mundial.

Pero, ¿qué pasa con la lana en Bulgaria? 

Siendo el país más antiguo de Europa, Bulgaria no tiene más remedio que tener una relación profundamente arraigada con algo tan antiguo como la lana. Lo más probable es que al hojear cualquier página de los libros de historia búlgaros lea la palabra "lana" al menos un par de veces. Desde las "sillas de montar" de lana de hace diez siglos hasta la gran variedad de prendas de vestir y ropa de cama tradicionales, la lana parece ser un clásico búlgaro atemporal. Es un producto apreciado a lo largo de los tiempos que, sin duda, posee un certificado de aprobación ancestral.

Si visita Bulgaria, le impresionará la cantidad de rebaños de animales que deambulan libremente. Tire una piedra en medio de cualquier pasto verde y lo más probable es que caiga sobre una oveja o un pastor cantando. La saturación de tantos rebaños de ovejas es a la vez una celebración y un testimonio de las prácticas respetuosas con el medio ambiente de la ganadería tradicional. Los animales son cuidados con respeto y se les permite comer libremente su dieta natural de hierbas, maleza y arbustos.

En Bulgaria, la oveja no es sólo una unidad económica, sino una estrella del folclore.

Gran parte de la poesía y la prosa de la Bulgaria de los siglos XIX y XX estaba dedicada a la tierra, los animales y la gente trabajadora. Los búlgaros idealizaban el paisaje pastoril y veían a sus animales como una fuerza vital fructífera. Algunas de las festividades y rituales del calendario búlgaro se hacen eco de estas creencias.

La tradición kukeri

La tradición kukeri comenzó hace aproximadamente 6000 años como un ritual pagano que se realizaba para ahuyentar a los malos espíritus. Kukeri es de origen tracio y significa "gente alta enmascarada". Como se puede adivinar, los intérpretes llevan máscaras y se visten con gruesos ropajes de piel o lana, imitando a una criatura bestial de estatura superior y rostro poco acogedor. Alrededor de la cintura, grandes campanas de cobre complementan el baile de los artistas con una ensordecedora banda sonora que puede describirse mejor como un angustiado rebaño de ganado. Durante el festival suele intervenir un agente purificador: los Кukeri bailan su danza sagrada alrededor de una hoguera encendida. Después visitan todas las casas del pueblo para atraer la fertilidad y el bienestar, al tiempo que ahuyentan a los malos espíritus.

El aspecto, el tamaño y la forma del traje del Kukeri dependen del lugar donde se celebre y del gusto preferido de la población local. Sin embargo, el uso de la lana sigue siendo un distintivo esencial del festival: la mayoría de las veces, las máscaras y los trajes están totalmente hechos o decorados con lana. Dado que se cree que la potencia de la magia se conserva en la vestimenta ritual, es bastante interesante ver cómo la lana se percibe como un material purificador. Sólo cuando el intérprete de Kukeri rodea su cuerpo de lana puede luchar contra el espíritu maligno.

Por una agradable coincidencia, creas o no en fantasmas, la lana es un material capaz de ahuyentar fuerzas invisibles a simple vista. Puede que no los vea ni los huela, pero los ácaros del polvo son conscientes de su existencia. Estos microscópicos parecidos a las pulgas residen felizmente en sus colchones y ropa de cama, mientras se dan un festín con su carne. Su apetito por la piel humana muerta es casi tan infame como su capacidad para causar reacciones alérgicas en las personas, que van desde erupciones leves y secreción nasal hasta asma que altera la vida.

Sin duda alguna, ácaros del polvo son parásitos, ya que no ofrecen más que problemas. Por suerte para usted, la lana es más que altruista y actúa como repelente natural de los ácaros del polvo. Al crear un entorno seco que los ácaros del polvo no pueden soportar, la lana hace que su colchón sea inhabitable para estas criaturas que provocan alergias.

Es fascinante ver cómo los instintos de nuestros antepasados les guiaron hacia la idea de que la lana es un repelente natural de las fuerzas que nos hacen daño. La lana es agradable y relajante al tacto, sus fibras y su textura son refrescantes y rejuvenecedoras, por lo que no es de extrañar que se utilice en rituales de magia blanca.

La tradición de la abuela Marta

El 1 de marzo, Bulgaria se transforma en una gigantesca fiesta de la pulsera. Baba Marta, la mítica matriarca, barre bajo la alfombra el crudo invierno y trae consigo las festividades de la primavera. Personas de todas las clases sociales se regalan pulseras de lana o algodón hechas a mano, llamadas Martenitsa.

Coloreadas en rojo y blanco, estas baratijas no sólo celebran la llegada de la primavera, sino que también traen salud y felicidad, al tiempo que ahuyentan a los malos espíritus. Las pulseras permanecen en las muñecas hasta que se ve una cigüeña; tras el encuentro con el ave, hay que dejar la Martenitsa en un árbol cercano como señal ritual de que por fin se ha presenciado la llegada de la primavera.

A primera vista, la importancia de la fiesta radica en su carácter social: la familia, los amigos y la comunidad en general se abren y estrechan sus lazos. Sin embargo, una vez que se baja la escalera no se puede pasar por alto que el significado simbólico de la Martenitsa es el núcleo del ritual. Es el acto de desear buena salud a los vecinos lo que hace de Baba Marta una fiesta memorable. Pero, ¿cómo se transmite esto? Sería de mal gusto felicitar a alguien y luego atarle una pulsera de hiedra venenosa a la muñeca. Por supuesto, el vehículo del mensaje es, una vez más, la lana.

Como parte insustituible de la ropa tradicional búlgara y de la ropa de cama, la lana encontró orgánicamente su camino en lo mágico y religioso. ¿Podría ser que sus numerosos beneficios para la salud, que sólo la tecnología moderna puede descifrar, la convirtieran en un elemento recurrente en los rituales que promueven la salud? Desde reducir el ritmo cardíaco y combatir el moho, hasta promover dormir mejorLa lana es un producto muy versátil, reconocido por nuestros antepasados como fuente de salud y prosperidad.

 

Seguir leyendo

Lana frente a productos químicos ignífugos - velas encendidas en un libro

Lana frente a productos químicos ignífugos

¿Utilizamos retardantes de llama en nuestros colchones? No, no los usamos. Tenemos algo mejor. Tenemos lana. ¿Pero por qué tanto alboroto? Los retardantes de llama no son buenos...

Home of Wool Cojín de Cabecero de Lana Natural sin Mechón - ajuste

Dormir sobre lana: Las ventajas de un colchón de lana

¿Por qué lana? ¿Cuáles son las ventajas de un colchón de lana? ¿Puede realmente la lana ayudarle a dormir mejor? ¿Son cómodos los colchones de lana? ¿Son seguros? ¿No le hacen...

Inicio-de-lana-Dormir-en-lana-Los-beneficios-de-la-almohada-de-lana

Dormir sobre lana: Los beneficios de la almohada de lana

Hace mucho tiempo, los simios empezaron a construir plataformas para dormir y almohadas de madera para mejorar su descanso. Fueron los griegos y los romanos de la antigua Europa los que dominaron...

2 responde a "Bulgarian Wool: Fad or Century-Old Tradition?"

  • se habla mucho de usar lana para aislar casas y coches, ¿hay mercado para ello en bulgaria? Estoy a punto de comprar una casita allí y me gustaría aislarla con lana.

    • Hola Salma, sí, ¡las increíbles cualidades de la lana la convierten en una gran opción para aislar las casas! Te enviamos un correo electrónico con más detalles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × cuatro =